Neurología Chihuahua/Dr. Manuel Porras-Betancourt/Neurología, Neurofisiología Clínica, Epilepsia | ESCLEROSIS LATERAL AMIOTRÓFICA (ELA)
Es una página web en donde se ofrece información sobre problemas neurológicos y sobre estudios neurofisiológicos, consultoría en línea, así como el contacto para la consulta neurológica personalizada con el Dr. Manuel Porras Betancourt.
Porras-Betancourt, Neurología, Neurofisiología, Epilepsia, EEG, Electroencefalograma, conducción nerviosa, electromiografía, bioética, Chihuahua
140
page,page-id-140,page-template-default,ajax_updown_fade,page_not_loaded,,qode-theme-ver-9.2,wpb-js-composer js-comp-ver-4.6.2,vc_responsive
 

ESCLEROSIS LATERAL AMIOTRÓFICA (ELA)

ESCLEROSIS-LATERAL-AMIOTROFICA-DOCTOR-MANUEL-PORRAS-BETANCOURT
Es una enfermedad que afecta a las neuronas motoras encargadas de controlar los movimientos voluntarios, por lo que sus principales manifestaciones son de tipo motor. Puede afectar a cualquier persona, pero es más común entre los 40 años y los 60 años de edad, así como es más común en hombre que en mujeres. La enorme mayoría de los casos de ELA parece ocurrir sin algún factor de riesgo asociado, aunque el 5-10% tiene un componente hereditario.

El inicio tiende a ser muy sutil, pero a medida que el tiempo transcurre, éstos se hace cada vez más evidentes. Las manifestaciones dependerán de cuáles sean los músculos inicialmente afectados, además de tener asociadas contracciones involuntarias (fasciculaciones), calambres, debilidad, dificultad para hablar (cansancio), fatiga generalizada, dificultad para comer, tragar y masticar; entre otras. Luego, se agrega disminución del volumen muscular, problemas motores más evidentes, espasticidad (músculos muy contracturados), reflejos aumentados (hiperreflexia) y dificultad respiratoria.

Diagnóstico

Este se establece fundamentalmente de forma clínica, además de sustentarse en estudios de neurofisiología clínica, como los estudios de conducción nerviosa y la electromiografía.

Se solicitan también estudios de imagenología cerebral y de la columna cervical, con la finalidad de descartar otros posibles orígenes de la sintomatología.

En algunos casos se pueden llegar a requerir otro tipo de estudios para establecer el diagnóstico.

Tratamiento

A la fecha no hay cura para este padecimiento. El Riluzole es un tratamiento aprobado para esta enfermedad que logra prolongar la supervivencia del paciente, aunque sólo por unos meses.

Hay algunos otros medicamentos que están en estudio o que han demostrado de manera variable su efecto benéfico.

Pronóstico.

Es una enfermedad progresiva y mortal. Las personas que la padecen tienen una evolución progresiva y cada vez más limitante, que llega a hacerlos requerir de sondas de alimentación y de apoyo ventilatorio.